J.F.Díaz

11 de enero de 2021

La ola de frío y el hielo dejan a los caballos sin trabajar en La Zarzuela

Madrid sigue atrapado por Filomena. Lo que antes era nieve, ha pasado a ser hielo y peligro constante ante posibles caídas, de las que no escapan los caballos, de ahí que entrenadores y ayudantes de todos los patios, hayan ‘fabricado’ un carril para que los purasangre puedan al menos pasear en el interior de cada cuadra. El paseo entre nieve de Sandro Tseretelli (tal y como demuestra la foto que ilustra la información) del pasado domingo, el lunes ya pasó a ser un imposible ante las placas de hielo formadas por todo el hipódromo de la Zarzuela.

Las tres pistas de entrenamiento (incluimos la del monte) estaban recubiertas del blanco elemento, como la de verde. Ni un centímetro cuadrado por cubrir. El hielo dificulta los trabajos para la normal puesta en escena de todas las pistas, así como de los caminos que llevan desde las cuadras.

Los técnicos estuvieron analizando durante el lunes cómo actuar, ya que la sal como tal no puede utilizarse en la pista de fibra. El martes se tomará una decisión definitiva sobre cómo actuar ante un problema que ha frenado en seco la actividad en toda la Comunidad de Madrid, problema del que no escapa el hipódromo de La Zarzuela.

Los entrenadores se está limitando a pasear a los caballos en sus respectivos patios. La inmensa mayoría no han podido salir de las cuadras desde el pasado viernes y todo hace indicar que esta semana va a estar muy complicado ante la amenaza del termómetro. 

La consecuencia es que los posibles participantes tanto en la reunión de Vila Seca como en la del 24 de enero en Madrid, van a estar una semana parados, de ahí que las dos citas, especialmente la del estreno de 2021 en La Zarzuela, estén en el alero. La puesta a punto de los caballos va a sufrir un retroceso importante y el grado de forma no será el mismo, lo que no descarta la toma de cualquier decisión.



Podría interesarte...

PRONOTURF ®